“El mejor que teníamos”: Carlos Achetoni, el dirigente rural con un ...

26 días atrás

Calmo, pero contundente en sus definiciones y en su manera de actuar como dirigente del campo. Así era Carlos Achetoni, presidente de la Federación Agraria Argentina (FAA), que falleció esta madrugada en un accidente automovilístico a la altura de Ameghino, en la ruta 188, cuando se dirigía hacia la provincia de Mendoza, donde vivía en Bowen. “El mejor tipo que teníamos en Federación Agraria”, lo definió, a secas, Walter Malfatto, socio de la entidad y presidente de la filial de la organización en la localidad bonaerense de Bragado. “Con nuestras diferencias, pero siempre al lado de él”, agregó este ruralista.

Es que, cultivando un perfil bajo, sin estridencias, pero correcto y frontal, Achetoni se hacía notar. No era un hombre de elevar el tono de la voz para tener que transmitir algún mensaje categórico. Si lo necesitaba hacer sabía cuándo era el momento justo.

Como el 28 de febrero de 2023, cuando la entidad realizó una asamblea en Villa Constitución, Santa Fe. En esa oportunidad, en medio de la fuerte sequía que afectaba al campo, el pedido del ruralismo al gobierno de Alberto Fernández era por una eximición de impuestos.

“Les damos hasta el lunes de la semana que viene para que respondan efectiva y positivamente suspender los embargos, juicios y procesos de pagos de anticipo de Ganancias y todo el proceso que tienen de pasivos en el banco”, dijo en esa oportunidad Achetoni, dando un plazo al Gobierno para que tomara medidas.

Con Javier Milei, cuando en abril de 2023 la entidad fue a llevar reclamos al CongresoRicardo Pristupluk - La Nacion

“El lunes después de Expoagro tenemos que tener la respuesta a lo coyuntural y vayamos preparando porque a la marcha a Buenos Aires no le saco el culo a la jeringa. Los vamos a ir a interpelar, vayamos preparando, marchemos y sigamos marchando por nuestros hijos, por toda la gente del interior que no pudo venir porque mucha quisiera estar presente pero no tiene recursos para venir”, agregó en ese momento.

Después de esa movilización, la entidad recorrió despachos de legisladores en el Congreso. Visitó diversos referentes de los distintos partidos políticos, incluso, llegó a tener un contacto con el entonces diputado nacional y ahora presidente, Javier Milei. Achetoni proponía en ese momento un “salvataje extraordinario a las economías regionales, a la ganadería y a los tambos, y un estímulo extraordinario para la producción de cultivos extensivos”.

Durante el gobierno anterior, Achetoni supo mantener un equilibrio al interior de la entidad. Esto porque mientras muchos le pedían mantenerse unido a la Mesa de Enlace y expresar en su conjunto las diversas problemáticas del sector, otros, en cambio, querían una actitud más cercana al gobierno de entonces.

Achetoni supo ser crítico manteniendo la individualidad de FAA, esto es los reclamos en torno a los pequeños productores. Desde las retenciones hasta políticas diferenciadas para estos productores, siempre buscó ser la voz de una entidad con productores de diversas actividades productivas, desde la soja en plena región agrícola núcleo hasta la banana en Formosa o la yerba en Misiones, por ejemplo.

Con la llegada de Javier Milei al poder, el dirigente de FAA también tuvo cintura para marcar las cuestiones que no les gustaban. Lo hizo, por ejemplo, cuando la actual gestión anunció la eliminación del Instituto de Agricultura Familiar. “Luego de escuchar en la conferencia de prensa del vocero del gobierno nacional que eliminarían el Instituto Nacional de Agricultura Familiar, Campesina e Indígena, y constatar a través de un comunicado de prensa oficial en el que hablan de intervención del mismo, desde FAA queremos expresar que, en el marco del decenio de la Agricultura Familiar, Campesina e Indígena (AFCI) sería un error eliminar el área donde Argentina debe discutir políticas públicas específicas. Más allá de comprender la importancia de analizar cómo se venía gestionando dicho instituto, y las necesidades económicas que aquejan al país, que obliga a reducir gastos, sostenemos que los pequeños productores comprendidos en ese universo siguen necesitando del apoyo técnico, asistencia y acompañamiento de parte del Estado Nacional”, dijo en esa oportunidad su entidad.

Achetoni era presidente de la entidad ruralista desde 2018, cuando reemplazó a Omar Príncipe. Por su impronta, también sabía plantarse si alguien buscaba cuestionarlo a él o al resto de la Mesa de Enlace cuando algún sector pedía una medida de fuerza, por ejemplo.

Carlos Achetoni era productor en MendozaFabián Malavolta

“Tengo que agradecer a mis padres que me enseñaron a ser honesto, digno y honrado. Que no me importara que era pobre y humilde, pero que no me doblegara a ninguna tentación. Con ese orgullo de mis padres que me formaron los puedo mirar a cada uno de ustedes. Aquel que se atreva a decir que me quedo con algo o que me entongaron que venga y me enfrente porque nadie tiene el derecho. No le demos de comer a quienes nos están gobernando y llevándonos por el derrotero del desastre. No somos nosotros lo que tenemos la culpa”, dijo en la asamblea de febrero de 2023. Trabajaba solo siete hectáreas en su pueblo de Mendoza. “Tengo siete hectáreas, no soy ningún terrateniente”, expresó.

campoConocé The Trust Project
Leer más
Noticias similares
Los noticias más populares esta semana